Blog Dondé Banco

Mejora tu economía familiar ¡Descubre las maneras más fáciles de lograrlo!

Consejos para gastar menos en vacaciones

Consejos para gastar menos en vacaciones

Las vacaciones son esa merecida pausa en la rutina diaria de trabajar, una recompensa a días y semanas de esfuerzo, pero si no las planeas adecuadamente en cuanto a los gastos puede que las termines con más preocupaciones que satisfacciones. Sin importar si te vas de viaje o te quedas en casa, existen varias recomendaciones para hacer que los pesos te rindan y gastes menos en vacaciones.

Si te vas de viaje

Estar en otro lugar realizando actividades diferentes a las que sueles hacer te puede llevar a alterar tu estilo de vida, lo que en muchos casos significará gastar de más. Nada hay de malo en divertirte un poco solo, con amigos o en familia, pero debes hacerlo con precaución para que ese instante de diversión no se convierta luego en meses de deudas impagables.

Todo empieza en la planeación del viaje. Si lo haces con tiempo puedes encontrar mejores precios en hoteles, así como en tiquetes aéreos o de camión. Recuerda que en Internet existen varios sitios web que te permiten hacer comparaciones de precios, así que úsalos para obtener las mejores ofertas, para ahorrarte lo más que puedas. Si tienes un coche y quieres viajar en él es importante hacerle revisiones previas al viaje, pues cuando está en buen estado gasta menos gasolina y siempre sale más barata la revisión que una reparación de emergencia en la carretera.

Antes de viajar también es bueno que hagas un presupuesto de lo que puedes gastar diariamente en compras, excursiones y botanas. Si vas con tu familia procura que todos participen en su elaboración, pues así se vuelve un compromiso que todos van a respetar. Cuando llegues al sitio escogido, si el hotel tiene una caja fuerte es bueno que guardes allí el dinero en efectivo y cada día saques la cantidad pactada, pues así evitas la tentación de gastar más de lo planeado. 

En los sitios turísticos

En los lugares turísticos es muy común que haya vendedores que buscan convencerte de que les compres sus productos, los cuales por lo general te ofrecen a un precio muy elevado. Siempre que puedas regatea un poco, pues así obtendrás un precio favorable. Antes de dejarte tentar por alguno piensa si en verdad lo necesitas, si tienes sitio para ponerlo en tu casa y si este va con la decoración. Así evitarás comprar algo que luego no te va a servir. 

Si en el lugar que visitas hay museos averigua si tienen algún día en que la entrada sea gratuita. Igualmente investiga si hay actividades culturales que no cobren por la entrada, pues así te puedes divertir, vivir la cultura local y no gastar mucho en ello.

Otro truco en los sitios muy turísticos es huir de los lugares a los que va todo el mundo. Los restaurantes a los que van los locales suelen ser más tranquilos, más baratos, mejor atenidos y a veces hasta de mejor calidad.

Si te quedas en casa

Quedarse en casa durante las vacaciones suele ser más económico que viajar, así que si sientes que debes ahorrar esta es una excelente opción para descansar sin gastar mucho. Sin embargo, también existen algunos comportamientos que te pueden llevar a gastar de más. 

Uno de los gastos que se puede incrementar significativamente es el de alimentación, pues por estar de vacaciones puede que no quieras cocinar y acudas a comida preparada por fuera, como por ejemplo los tacos de la esquina. Si vives con miembros de tu familia convierte la preparación de las comidas en algo divertido, ensayando platillos económicos pero que no hagan parte de la dieta habitual.

Tener tanto tiempo libre por delante puede parecerte abrumador y puede que trates de llenarlo con actividades que implican gastos, como por ejemplo ir al cine. Esto no está mal si lo haces una vez, pero varias ya te pueden descuadrar el presupuesto. Ir muy a menudo a los centros comerciales tampoco es buena idea, pues así no tengas la intención de gastar todo en estos lugares está pensado para incitar al consumo.

Existen actividades económicas o gratuitas que puedes realizar, como por ejemplo ir a un parque con tu familia o amigos, leer, ver televisión o practicar algún deporte como el fútbol, o simplemente salir a correr. Así puedes ocupar tu tiempo libre en cosas que no solo son baratas sino también saludables.

Recomendaciones generales

En cualquiera de los dos casos, tanto si te quedas en casa como si viajas, hay ciertas actividades que implican gastos muy importantes. Una de ellas es el consumo de licor, pues suele ser caro y es muy fácil que tras la primera copa vengan otras más. No es cuestión de no tomar una cerveza si así lo quieres, pero con prudencia. Además, en la mayoría de hoteles y restaurantes los licores son los artículos que más ganancias representan, por lo que al consumirlos en estos lugares estarás gastando mucho más.

Otra actividad similar y que también debes evitar son los juegos de azar. Un golpe de suerte puede hacerte pensar que estás en un buen día y llevarte a apostar más, para probablemente perderlo todo en la siguiente partida. Por eso procura mantenerte alejado de casinos y otros sitios similares.

Si sientes que mereces unas vacaciones y no tienes dinero suficiente, o si a pesar de todos estos consejos te encuentras con que gastaste de más, recuerda que siempre podrás acudir a las opciones de financiación que te brinda Fundación Dondé. Así tu descanso seguirá siendo una actividad placentera y no un dolor de cabeza.

Siempre cerca de ti

  • Acércate a nosotros de la forma que quieras, tenemos muchas opciones.

    Contáctanos

  • Encuentra la sucursal más cercana a ti, son más de 300.

    Búscala

  • Queremos escucharte, tu experiencia nos ayuda a mejorar.

    Sugiérenos

Consulta los Costos y las Comisiones de nuestros productos